Archive for noviembre, 2010

LA VERDADERA HISTORIA DEL CLUB BILDERBERG (VI): Por Daniel Estulin

Lunes, noviembre 29th, 2010

Este es el último resumen de este libro, así que si quieren saber de qué trata el mismo en su totalidad, diríjanse al primer resumen y empiecen a leer a partir de éste hacia los siguientes (II, III, IV, etc); o sea, como siempre en estos resúmenes míos sobre libros de cooperación y el mundo pobre. El libro es muy abundante en datos, los cuales yo he obviado por completo en estos resúmenes; piensen que el libro es el resultado de 13 años de investigación por parte del autor.

Capítulo 4:

Hacia una sociedad sin dinero en efectivo (Continuación):

Sigue aquí el autor hablando acerca de las Tarjetas Inteligentes y cosas por el estilo.

El microchip para humanos, según las fuentes del autor, “almacenará nueve datos esenciales: el nombre y el retrato digital, los datos digitalizados de la huella dactilar, la descripción física, su dirección actual y las precedentes, el historial familiar, la ocupación laboral y los ingresos actuales, información fiscal y todas las deudas, sus antecedentes penales si tiene alguno y su nuevo número de la Seguridad Social consistente en 18 dígitos…” En 1.995, ya se pensaba en poner un chip GPS, tan pequeño, que se pudiera implantar en un humano, para poder encontrar las  personas por medio del GPS en cualquier parte del mundo.

Con las tarjetas para transporte de abono mensual o anual de Londres, se piensa en poco tiempo, tener un control total de los movimientos exactos de las personas que los utilizan, y que vivan o trabajen en Londres.

Los organismos de Seguridad del Estado, pueden tener acceso a esos datos. Si estos organismos tienen acceso a todos nuestros datos, los cuales pueden ser usados en juicios, quién nos asegura que si estamos contra el sistema, esos datos no pueden ser manipulados para convertirnos en criminales.

En cuanto a las “Tarjetas de Fidelidad”, que ofrecen los comercios a sus “mejores” clientes, son para estudiar sus gustos, así le recompensan con productos a bajo precio, el cual van subiendo poco a poco; si usted sigue comprándolo, es que está enganchado a dicho producto, con lo cual le podrán subir el precio de forma escandalosa… utilizan los mismos métodos que los traficantes de drogas, para que se conviertan las personas en adictas.

Algunos comercios le ponen chips a sus productos para ver qué tipo de clientes compran sus productos y seguirle los pasos.

El seguir el rastro por todo el mundo de los productos que se venden, sería cuestión de un acuerdo entre las naciones, pues la tecnología para ello, ya existe desde hace años. “¿Hasta qué punto sería más fácil todo esto si los diferentes países estuvieran bajo el paraguas ‘protector’ de un Gobierno Mundial Único?”.

Por ejemplo (otra forma de dominio), para diseñar los nuevos documentos de conducir, el gobierno norteamericano contrató a dos ex directores de diferentes servicios secretos; estos documentos van a tener una cantidad de información de cada uno que realmente parece que nos tienen a todos controlados; como ven, cada vez el control de nuestros actos y afiliaciones es mayor.

Alegando que es para luchar contra el terrorismo, están intentando hacer de todos los norteamericanos, unos informadores domésticos al servicio del Estado; incluso de hermano contra hermano, como dice el autor que hizo Lenin.

Lo que pasa es que “la palabra terrorismo es un eufemismo para designar a cualquiera que esté en contra del Nuevo Orden Mundial”.

Así, si todos forman una Sociedad Global, una vez seamos indeseados por algún gobierno, bien por causas justas o bien injustas, seríamos rechazados por toda esa Sociedad Global, y no podríamos trabajar, ni ir a ningún sitio, pues estaríamos marcados en todos.

Lo mismo con las actuales Tarjetas de Identidad, con las cuales se está llegando, a que no podamos salir nunca de casa sin ellas.

Están saliendo sistemas en que por la foto escaneada de la cara o de la huella dactilar, podemos acceder a una serie de servicios, y ellos, los proveedores de esos servicios, pueden saber todo sobre nosotros al acceder por esos medios a nuestra información.

Lo que ya se hace con los animales de compañía, que al viajar deben estar bien identificados por un chip o un  tatuaje, ya se puede también aplicar fácilmente a humanos.

Algunas sociedades cristianas ven en grabarse en la frente o en la mano, una marca, una seña inequívoca de La Bestia.

Pero no todo está perdido, hay gran cantidad de organizaciones en contra de los deseos de los bilderbergers, que están ganando la batalla a éstos.

Tienen numerosos aliados en varios sitios, incluso en los controlados por los del Club Bilderberg, que aunque están en escalas inferiores, son los ojos de los que están contra el tipo de Nuevo Orden Mundial, planteado por dicho Club.

Los bilderbergers desprecian también el patriotismo, porque es la antítesis de la esclavitud.

Acaba el libro con una serie de apéndices, que no he sintetizado, pues tratan sobre lo mismo dicho en estos resúmenes…

Espero que les haya gustado la serie de resúmenes sobre el Club Bilderberg, aunque como repito, no se trate del mundo pobre y la cooperación (objeto principal de este blog), sino casi, casi, de lo contrario, la explotación y control de las masas por los más poderosos.

Saludos cordiales,

Servando Blanco.

LA VERDADERA HISTORIA DEL CLUB BILDERBERG (V): Por Daniel Estulin

Lunes, noviembre 15th, 2010

  Capítulo 3:

La conspiración de los Rockefeller y la Comisión Trilateral (Continuación):

Sigo con los resúmenes de este libro, y ya vamos por el quinto resumen; ahí va:

El Club Bilderberg, es la entidad secreta más importante de poder, aunque también la Comisión Trilateral desempeña un gran papel en el desarrollo del Nuevo Orden Mundial.

Esta Comisión Trilateral, se creó en 1.973, y su fundador fue David Rockefeller, con un primer encuentro en Tokio; 65 personas eran de USA, y de ellos, 35 tenían relaciones cruzadas con el CFR.

La misión de la Comisión Trilateral (CT), es hacer cumplir el deseo de los Rockefeller y conseguir una uniformidad ideológica en el mundo.

El propósito aparente de la CT, desde el principio, fue “crear y mantener la asociación entre las clases dirigentes de Norteamérica, Europa Occidental y Japón”; los de la CT, se empeñan en que se debe pensar de forma global, y no en un mundo formado por naciones.

Alguno llamó a la CT, como “la última conspiración internacional de David Rockefeller”, cuyo “objetivo es consolidar, a nivel multinacional, los intereses comerciales y financieros de las grandes empresas a través del control de la política del gobierno de Estados Unidos”.

Auparon a Carter, quien pasó de sólo tener el 4% de apoyo del Partido Demócrata, a ser el elegido por el pueblo, a base de comprar a todos y por sus influencias en, por ejemplo, los medios, a los que dieron órdenes desde el CFR y la CT; así fue elegido Carter, que siguió los dictados de Rockefeller.

En sus discursos durante la campaña, Carter decía cosas como “ha llegado el momento de reemplazar la política de equilibrio de poder con la política del Orden Mundial”.

Lo mismo ocurrió con Felipe González, Mitterrand, Clinton, etc, quienes fueron aupados por esas tres asociaciones citadas.

No importa quién gane, el fin es que el mundo esté en manos de los globalizadores con un Gobierno Único Mundial, regido a la sombra.

Si también financiaron a los comunistas rusos, es porque al final, eso también es un monopolio, el cual, ellos pretendían también obtener; o sea, que todo el mundo trabaje para ellos.

O sea, son mercados monopolistas que pueden explotar sin miedo a la competencia, que es lo que buscan varios millonarios sin escrúpulos.

Los Rockefeller subvencionaron y ayudaron a los líderes comunistas, bien directamente, bien por medio de otras personas y organismos pues éstos compartían la idea de Internacionalismo.

Ejemplos que detalla el libro, son que ayudaron a gente como Lenin y Trosky, o sea, que el socialismo es para los Rockefeller una forma de controlar a la gente y a la competencia.

A modo de anécdota, Trosky se casaría con la hija de uno de los banqueros más ricos, quien también respaldó la revolución bolchevique.

El autor dice que aunque uno no sepa estas cosas, eso no quita para que los protagonistas las sepan.

También habla de las transacciones entre varios bancos rusos y los organismos de los Rockefeller, incluida su propia banca.

La tecnología, la maquinaria de guerra, hierro, etc., fue ofrecida y financiada por USA: si no hay un enemigo visible, no se puede uno armar hasta los dientes para defenderse del mismo. Al ser Rusia un gigante enemigo, la población cede voluntariamente sus derechos y sus libertades individuales…

De todas maneras, los Rockefeller no actúan solos, sino que forman parte de organizaciones, en las cuales, si la sociedad quiere, incluso el más adinerado, de la noche a la mañana, se puede ver en bancarrota; todas las decisiones se deciden en esas organizaciones.

La Comisión Trilateral, en 2.004, entre sus miembros, tenía 8 ex presidentes y 2 ex directores de la CIA. “Todos [los miembros] forman parte de las altas esferas de la élite política, económica y mediática”.

El Club Bilderberg, pide que los militares de la ONU ejerzan un mayor papel militar, y así se conviertan en Policía Global.

 

Capítulo 4:

Hacia una sociedad sin dinero en efectivo:

Si usamos dinero en efectivo, mantenemos el anonimato e independencia, pues compramos y no se sabe dónde ni cómo… en definitiva, nos proporciona libertad.

Ya no solo quieren que usemos las tarjetas de crédito plásticas, con la intención de que estemos todos controlados por los ordenadores de los bancos, sino que van lanzando, poco a poco, lo “cómodo” que sería tener insertado en el cuerpo un microchips, que nos identifique, y con el cual podamos ir de compras sin dinero, sólo exponiendo la zona del chips al lector del ordenador.

Con el pretexto de que es para evitar que se cuele dinero para blanquear, procedente de las drogas, es por lo que los bancos hacen que las operaciones de unos pocos miles de dólares, se haga por medio de las tarjetas de crédito; en realidad los grandes bancos, que hacen transacciones internacionales, están exentos de esto; es por ello, que ellos son los son los que más fácilmente pueden blanquear el dinero de las drogas.

Primero empezarán con las tarjetas inteligentes, que almacenarán nuestros datos identificativos, nuestro estatus laboral y nuestro dinero; con ello el dinero irá desapareciendo, y todo se hará a base de esa tarjeta.

Luego, dirán que esas tarjetas, se pueden extraviar o robar con facilidad e incluso dar lugar a posibles problemas informáticos, etc; al final se dirá, que para acabar con todos los problemas que conlleva tener tarjetas inteligentes, se introducirá por medio de una inyección un chip bajo la piel, que sustituirá también nuestros actuales carné de identidad: “Sin él, no se permitirá a nadie comprar o vender nada”; y ya empieza el control total de todo el mundo por el microordenador chip implantado bajo la piel.

La implantación del microchip, al principio será voluntaria, pero cuando todos empiecen a decir las virtudes del mismo, usted se lo insertará gustoso; y se acabará en ese momento el dinero en metálico; todos estaremos conectados a un ordenador central, que sabrá todo sobre nosotros, incluso nuestras andanzas y compras por todo el mundo.

Esto está diseñado por los bilderbergers, “preparado por Tavistock y ejecutado por los medios de comunicación con un esfuerzo de colaboración por parte de las corporaciones multinacionales”.

En España, Esperanza Aguirre, presentó el brazalete contra los maltratadotes… según dice el autor, esta personalidad, también es miembro del Club Bilderberg.

En principio se pondrá a los delincuentes, al igual que se empezó con registrar la huella dactilar, que sólo se hacía a los delincuentes, lo que ahora se hace a todos…

Ya empiezan también en ciertos lugares a implantar el chip; por ejemplo, en una sala de fiestas barcelonesa, se introduce de forma voluntaria, a sus clientes, un chip por el cual no deben usar dinero en efectivo y “pueden saltarse las colas de entrada, reservar una mesa y utilizar el salón VIP de dicho club…” Y la gente lo ve muy chic, y no piensan que es el control total de las personas.

Los de alguna compañía telefónica, hacen propaganda con el chip en el cuerpo de los jóvenes, es el principio de lo dicho. El máximo representante de esa compañía, también pertenece a dicho Club.

Ya se están haciendo propaganda en varios medios de las virtudes de implantarse un chip bajo la piel, cuyo prototipo, es del tamaño de un grano de arroz. Estos medios de comunicación que cita el autor, pertenecen al Club Bilderberg, la Comisión Trilateral y el CFR.

También crean inestabilidad en las personas, al informar sobre hechos aislados, pero dándoles tintes sensacionalistas, de tal forma que parezca que la sociedad está en peligro; otras veces, crean ellos mismos bandas de delincuentes, para lo mismo, para que la sociedad tema por su seguridad.

Lo mismo efectuando (también mandándolos ellos) secuestros infantiles, dándoles gran publicidad, hasta que de pronto dejan de ser noticia, cuando el público actúa de la forma esperada, o sea, creando inseguridad, con lo cual se piensan mejor cómo controlar en cada momento a sus hijos; la solución está en los chips personales, que los medios de comunicación controlados por el Club, promueven de forma frenética.

Así, poco a poco, irán poniéndoselos en los distintos segmentos poblacionales; al final quedarán los rebeldes, los que luchan contra eso, también los hippie, etc., a los que no intentarán los gobernantes del Gobierno Mundial Único obligar, sino que será la sociedad, el rebaño, los que tras grandes lavados de cerebro por los medios, discriminarán a quienes no se los pongan, los cuales deberán luchar contra la inmensa mayoría.

 

Espero que estos resúmenes les resulten de interés, y disculpen que trate aquí temas no específicos del mundo pobre, pero este libro me resulta sumamente interesante y novedoso; saludos cordiales:

Servando Blanco.

LA VERDADERA HISTORIA DEL CLUB BILDERBERG (IV): Por Daniel Estulin

Lunes, noviembre 1st, 2010

Si quieren saber, así por encima, de qué trata el libro que aquí resumo, les aconsejo que empiecen a leer las 3 resúmenes anteriores que llevan el mismo título que encabeza este resumen, que es el título auténtico del libro que trato ahora en este blog, en el que tan amablemente me han invitado a participar los de Farmacéuticos Sin Fronteras de España. Los resúmenes están, siempre, puestos por orden, así, antes de éste estará el que lleva (III) y anterior a ése el (II), y así siempre y sucesivamente.

El autor pone gran cantidad de datos obtenido de material y libros que él ha investigado, la mayor parte de los cuales, yo no los pongo.

Ahí va el resumen:

Capítulo 2:

El Consejo de Relaciones Exteriores (CFR) (Continuación):

“Prácticamente, desde hace ochenta años, todos los consejeros clave de Seguridad Nacional y Asuntos Exteriores de Estados Unidos han sido miembros del CFR.”

En la Corte Suprema, sus miembros han sido nombrados por presidentes miembros del CFR o presidentes cuyas decisiones estaban influidas por 100 o más miembros del CFR.

Cuando un juez del Tribunal Supremo se retira, éste es elegido por el presidente del gobierno, pero en realidad, los del CFR le indican a quién escoger, con lo que siempre, sea del partido que sea, la Corte Suprema está manejada por el CFR.

El CFR y las operaciones psicopolíticas:

Un exitoso sociólogo, Hadley Cantril, escribió en un libro suyo: “Las operaciones psicopolíticas son campañas de propaganda que usa el CFR y el Club Bilderberg y que están diseñadas para crear tensiones perpetuas y manipular a los diferentes grupos de personas para aceptar el particular clima de opinión que quieren imprimir en el mundo.”

Lo que muchos norteamericanos creen que es la opinión pública en realidad es un tejemaneje hecho ex profeso, para crear unas determinadas conductas en el público. Es decir, que la gente se comporta como ellos quieren, y que encima creen que es por su interés.

Estudian al ser humano para manipularlo con técnicas de control mental; y la cosa es que mucho de estas cosas se hacen con dinero de los contribuyentes.

Controlan y financian organizaciones, para saber qué es lo que mueve a las personas de todo el mundo, de distintas razas, ideologías, ideales, con tal de “… acabar con la fuerza psicológica del individuo e incapacitarlo para oponerse a los dictadores del Orden Mundial”.

Investigan por todos lados, valiéndose incluso de doctores nazis, con el fin de conocer al hombre y su punto máximo de aguante, para poder manipularlo.

La forma de controlar al mundo, es por un lado, manipulando a los grupos de personas como académicos o expertos en distintas materias, que influyen sobre la masa; y por otro lado sobre esa masa a través de los distintos medios de comunicación (p.e. periódicos, radio, televisión, libros de texto, arte, etc). Así gobiernan a toda la opinión pública.

“El ‘Equipo Secreto’ del CFR, sigue las mismas pautas organizativas que todas las organizaciones secretas”, o sea, en capas concéntricas, de la que la más externa, es el Equipo Secreto, el cual muchas veces, no conoce las identidades de las capas más internas, o sea, de los dirigentes; a la vez, muchas veces tampoco saben todos los planes ni los fines de los dirigentes, a quienes no se les puede acusar, ya que pueden decir que ellos no participan en ello.

Aunque el Club Bilderberg es más exclusivo, también opera por el estilo.

El CFR cree que “es inminente el control absoluto de la conducta”; existen tres grandes reglas para influir en la conducta, 1) el engaño debe contener algo de verdad, 2) no se deben hallar pruebas, ni hechos tangibles respecto a ello, 3) no debe negar un hecho posible en el futuro; por ejemplo, los medios de comunicación han hecho creer que “‘el resurgir del nacionalismo, el crecimiento del fundamentalismo y la intolerancia religiosa’, constituye una amenaza global.”

Como el CFR controla los sistemas legales, legislativos y judiciales, no se preocupa de posibles “investigaciones oficiales”.

Para sus metas hacen lo que sea, como financiar fundaciones que enseñan a manipular a la opinión pública con el uso inteligente del lenguaje.

El CFR y el Plan Marshall

Este plan fue ideado para sacar de la crisis a Europa tras la Segunda Guerra Mundial; por él se aliviaba el hambre existente en el continente, se repararía la devastación, y se metería en un plan cooperativo a Europa para su reconstrucción económica.

Lo que no se sabe es que a cambio, Europa tomaría el modelo económico de USA, y ningún dirigente de países de Europa, podría desarrollarse económicamente o políticamente sin la aprobación de USA.

Este plan, supuso un beneficio económico increíble para las empresas norteamericanas con vocación internacional, que fueron quienes propusieron y desarrollaron el plan; ejemplo, William Clayton (CFR), subsecretario de economía y defensor del plan, obtuvo del mismo, un beneficio de 700.000 dólares al año, y su propia compañía, “consiguió 10 millones en pedidos hasta el verano de 1.949”; otras empresas norteamericanas, también se enriquecieron con este plan, que era la finalidad de las empresas norteamericanas respecto al mismo.

Marshall presentó su plan en Harvard y su discurso fue dirigido por un equipo del CFR, y el prestigioso abogado Charles M. Spofford, junto con David Rockefeller.

Este plan pretendía la unificación de Europa, para luego la unificación con USA, y de aquí, lo dicho en todos los resúmenes de este libro.

Dice el autor, que el CFR, tiene también, al igual que el Bilderberg, la obligación de no decir nada de lo que aquí se dice y que sea secreto; aparte de estas cosas, el CFR, publica cosas en distintos medios, pero son cosas ‘para la galería’.

Capítulo 3:

La conspiración de los Rockefeller y la Comisión Trilateral:

En 1.996, la conferencia Bilderberg, se celebró en Canadá, y ahí se iba a tratar la futura disgregación de Canadá, con la intención de una posterior Unión Continental con Estados Unidos, cosa que tuvieron que postergar durante unos años (este libro se publicó en 2005); el autor daba para ello, la fecha de 2007 (cosa que no ha ocurrido).

Estas reuniones, que nunca se hacen públicas, pues los medios están controlados por los pertenecientes al Club, la de Canadá ,debido a los avisos del amigo del autor, Jim Tucker y del autor mismo, en distintos medios, al final acabó haciéndose pública; así pues, el 30 de marzo de 1.996, un periódico de gran prestigio en Canadá, publicó la noticia de que lord Conrad Black, no sólo se había hecho con el control de la mayor cadena de periódicos canadienses, pagando altas sumas de dinero, sino que ahora era el anfitrión de una reunión secreta, de las personas y monarcas más influyentes del mundo, elegidos todos a dedo en todo el mundo.

A partir de esa noticia, gran cantidad de medios canadienses no controlados por el Club, difundieron la noticia, y cuando la gente se enteró que lo que pretendían era la descomposición de Canadá y someter a los canadienses, quitándoles su libertad, hizo que los medios escribieran infinidad de noticias sobre ello y el Club. Fue la primera gran derrota del Bilderberg, por lo que en las siguientes reuniones (hasta una en Portugal), las medidas de seguridad se extremaron; todo ello causó gran furia a Kissinger, con lo que se retrasó la disgregación de Canadá.

Cuando el autor se reunió de nuevo con su contacto (en esos días de euforia, por la batalla ganada al Club), de forma secreta, en un sitio ‘seguro’, cuando se iban a ir, el autor casi se mata al entrar en el ascensor para salir a la calle, pues le habían quitado el suelo al ascensor, lo que según le dijo uno de seguridad, eso sólo se podía manipular manualmente y sólo se podía hacer en caso de emergencia. Otro policía le dijo que eso era un método que solía usar la mafia cuando querían matar a alguien.

Poco antes que llegara al lugar la policía, la gente de los alrededores dijo que habían visto salir de dicho lugar, a un hombre fornido y de unos cuarenta años. El autor contaba por aquel entonces 30 años, y casi termina ahí su vida.

Si lucha tanto Estulin, es porque piensa que se lo debe a su padre, un científico relevante, que por defender la libertad de expresión en Rusia, fue brutalmente torturado, y tras 17 días de atroces torturas, murió. Por ello persigue sin tregua este autor la corrupción del Club.

Digo yo (el que esto resume), y todo lo que sigue, si tanto sabe esta gente, si no podrían usar las influencias y tanto esfuerzo, en lugar de para tanto dinero y poder, para aliviar las penas de los más débiles; yo creo que si tuvieran voluntad para ello, como mínimo, algo más se podría hacer.

No sólo gastan en manipular a las personas (aunque como muchas veces cuenta Estulin, con dinero del contribuyente, el cual se podría usar para aliviar el hambre en el mundo), sino también el trabajo que se invierte en ello… si todo esto se usara en cosas de cooperación, otro mundo más justo sería éste…

Piensen, que en el mundo en desarrollo, el dinero vale mucho más que en nuestro primer mundo, con lo que con lo que se gasta en las cosas dichas, daría para aliviar mucha hambre, problemas de salud, educación, etc.

Repiensen que, si todo lo que se gasta en influencias y manipulaciones, se gastara en cooperación, yo creo que la cosa cambiaría radicalmente.

Cuando uno va a una gran superficie, se asombra al ver los lineales (colocado todo estratégicamente, con técnicas de marketing en la que se cuida todo, incluida, cómo no, la iluminación) llenos de comida, y sabe que mucha de la cual se tirará a la basura por ser perecedera, y que debería ser destruida… y luego piensa uno en el hambre que pasan muchos en el mundo… sí, el mundo está muy mal repartido…

Si lo que este libro dice es verdad, no somos nada, sino producto de la manipulación, somos puros rebaño de borregos, como nos llama el autor.

Espero, aunque no sean temas específicos del mundo pobre, que algo les guste estos resúmenes de este libro; saludos cordiales:

Servando Blanco.